Bebidas Imprimir

Hoy consideramos como bebidas tradicionales de la Isla el vino, el ron y los licores. Dentro de este grupo de productos, hay una considerable variedad.

EL VINO

ORIGEN

La Conquista de las Islas en el siglo XV, y la posterior Colonización, motivó el asentamiento de muchos colonos, peninsulares y europeos de varias nacionalidades, en el Archipiélago.

Con ellos se introducen muchos productos, entre los cuales, estaba el vino, y es que la vid era desconocida en la Isla hasta el momento.

La disparidad y diversidad de orígenes de esos nuevos pobladores, supondrá una variedad también de los productos, es decir, de las clases de uvas. De hecho, en la actualidad se pueden contabilizar cerca de cien variedades, veintisiete de las cuales están autorizadas para llevar denominación de origen.

Gran Canaria fue una de las islas en las que más viñas se plantó con la intención de producir vino, tanto para la exportación como para el autoconsumo. Y el lugar donde se ubicaban la mayoría de los cultivos y bodegas del momento, era el Monte Lentiscal.

En la segunda mitad del siglo XX, la viña casi se da por desaparecida dado el abandono, y es que tradicionalmente, la producción de vino no estaba muy asentada en la Isla, era más una actividad seudo residual que practicaban una serie de familias acaudaladas; por lo que la desaparición siguió un camino sin retorno.

En la década de los ochenta, se ha retomado esa actividad, pero también se han promocionado los vinos locales.

En la actualidad, algunos de estos vinos están avalados por una denominación de origen: "Monte Lentiscal" y "Gran Canaria".

 

 
< Anterior   Siguiente >

Volver a la página principal -
Volver a la página principal de FEDAC