Plátanos Imprimir

PlatanerasEl plátano es una de las frutas más consumidas en el mundo, de hecho, ya era conocida desde antiguo en el sudeste asiático. Es una fruta que se asocia con paisajes exóticos, y también es un elemento iconográfico, incluso con connotaciones eróticas, pero para el caso de las Islas, se ha convertido casi en un símbolo de la identidad canaria, aunque no se trate de un productos endémico.

La platanera está totalmente integrada en el paisaje agrario de las Islas, además de los elementos necesarios para su cultivo como los cortavientos de bloques, los estanques y charcos en medio de los cultivos, los salones de empaquetado, etc.

ORIGEN

El plátano es originario de Asía, de países tan dispares como Filipinas, Birmania, India o Nepal, y de aquí se extiende a zonas tropicales del planeta.

El plátano llega a las Islas coincidiendo con el inicio de la Colonización del Archipiélago, siendo introducido previamente aquí, para luego enviarlo a las colonias americanas.

CARACTERÍSTICAS

Tras la decadencia de la vid y de la cochinilla, las compañías inglesas monopolizaron el cultivo del plátano, y a partir de este momento y hasta mediados del siglo XIX, este producto pasa a ser una de las mayores fuentes de ingresos de la economía canaria. El plátano se convierte pues, junto con el tomate, en un producto, básicamente, destinado a la exportación.

El cultivo del plátano se generalizó en algunas de las Islas. Su producción se situaba en el norte de las Islas, dado sus recursos hidráulicos. En Gran Canaria, la zona de cultivo, es la que comprende los municipios de Arucas, Gáldar y Guía, donde la mayor parte de las tierras están destinadas a la producción del plátano.

PlatanosEl mercado del plátano se ha ido modificando en el tiempo, desde la decadencia con respecto a Europa, al incremento del comercio con la Península, hasta la situación actual, que desde luego, no es por la mejor que ha pasado.

En Europa se ha permitido la entrada a nuevos competidores, que mantienen una pugna con el plátano canario en relación a los precios. Esto genera mucha incertidumbre en el sector platanero isleño dado que se encuentra en desventaja en los mercados europeos.

Las propiedades de los suelos isleños, el agua y las temperaturas del Archipiélago han propiciado la instalación del plátano en las Islas. La puesta en marcha de la infraestructura necesaria, como la mano de obra, preparación de terrenos, sistemas de riego, abonado o comercialización necesitan de una inversión importante de capitales.

La distribución del trabajo en las actividades realizadas entorno al plátano, quedaron bien definidas en sus orígenes. El hombre se ha vinculado con las labores relacionadas con el cultivo y corte del fruto. La mujer se ha dedicado a labores de empaquetado y embalaje para la posterior comercialización. Las mujeres trabajaron en las labores de cultivo y bastante más de lo que tradicionalmente se ha pensado.

Se consume en la Isla como fruta fresca y como ingrediente para postres y repostería.

Otra manera de comerlo es frito, o de acompañamiento en platos compuestos de arroz. Luego también se ha usado como complemento en la alimentación infantil, a modo de compotas, e incluso, en la elaboración de licores.

 
< Anterior   Siguiente >

Volver a la página principal -
Volver a la página principal de FEDAC